Search
Generic filters

Compártelo en

5 mitos de las dietas de adelgazamiento y lo que no son mitos

Propósitos de año nuevo, esas listas interminables de “tengo que…” que no terminan nunca. ¿Te suena, verdad? 

Uno de los propósitos más repetidos es el de adelgazar. 

Desde Ecocesta apostamos por una dieta equilibrada y también por permitirnos ser permisivos y disfrutar, es por ello que la palabra “dieta” no nos gusta demasiado…

Sin embargo, y para ayudarte a alimentarte de forma más equilibrada y acorde con tus necesidades, vamos a desmentir 5 de los mitos más extendidos sobre las dietas de adelgazamiento. 

Y además, al final del artículo, te proponemos que es lo que sí puedes hacer para conseguir alimentarte de una forma más consciente y lo que no son mitos 😉

 

Mitos de las dietas de adelgazamiento

 

1. Los hidratos de carbono engordan

Los hidratos de carbono aportan energía a nuestro organismo. Sin embargo, su consumo en exceso puede provocar un aumento de peso, así como restar lo que ingerimos en cuanto a proteínas, vitaminas y minerales.

2. ¡Y las grasas más! 

Son necesarias para una alimentación equilibrada. Además, las grasas insaturadas aportan energía y nutrientes esenciales para que nuestro organismo realice algunas funciones vitales. 

3. Tienes que hacer 5 comidas al día

Si no eres de comer 5 veces al día ¡No te preocupes! Tiene más importancia la calidad de los alimentos que tomes que las veces que comas durante el día.

4. Llena tu nevera de productos light

Los productos ‘light’ también contienen grasas, azúcares y calorías. A pesar de que su porcentaje sea menor, continúa siendo una cantidad significativa.

5. El poder detox de beber agua con limón en ayunas:

Nuestro cuerpo ya tiene órganos que «depuran» las toxinas, además no está avalado por ningún estudio científico.

 

Lo que no son mitos

1. Elige productos ricos en nutrientes y ecológicos

Siempre que puedas, opta por incluir frutas, verduras y hortalizas en tus primeros platos de comida, porque a parte de ser una fuente importante de fibra y antioxidante, son muy saciantes.

2. ¡No te olvides de beber  agua!

Si quieres mejorar tu tránsito intestinal, es importante que mantengas el hábito de beber agua diariamente y varias veces.

3. ¡Muévete!

Debes moverte todos los días y no abandonar los hábitos deportivos que ya hayas logrado durante este año. Puedes empezar caminando 10.000 pasos todos los días ¡Mueve tu cuerpo!

4. Descansa

Quizás uno de los mejores consejos que se te pueden dar, el cuerpo necesita sus horas de descanso. Intenta dormir suficientes horas y dejarte momentos de relajación para estar contigo mismo.

5. Escucha tu  cuerpo

Respira lentamente durante las comidas, intentando comer de forma pausada y disfrutando de cada alimento. Siempre es mejor servirte en un plato lo que vas a comer que no ir picando desde el centro de la mesa, esto te ayudará a tomar conciencia.

 

La información contenida en esta web tiene un carácter informativo, divulgativo y/o comercial. Consulte siempre con su especialista. Es importante seguir una dieta variada y un estilo de vida saludable.

¡Suscríbete a
Nuestra
Newsletter!